Sunday, 30 March 2014

Branding, Fe y una buena historia que la sostenga

"Las empresas tienen que identificar las inquietudes y deseos de los consumidores para ser capaces de llegar a su mente, su corazón y su alma".
Philip Kotler
Marketing 3.0

Si queremos que nos presten atención, no basta con llegar a nuestro público objetivo. Hay que llegar y hacerlo de manera que se genere un lazo, una empatía, que más allá de recordarnos, nuestros consumidores nos abran su corazón. Sino conseguimos esto, mal lo tenemos. Seremos, sencillamente, uno más del montón.

Para conseguir esto, hay más de un camino, y ninguno de ellos es fácil. Centrémonos, pues, en qué es lo que quiere la gente.

En una época de saturación de información, o desinformación, como algunos la llaman, podemos dar por hecho que la gente ya no quiere más. Llega un punto que lo que la gente necesita, directamente, es creer. Creer en algo. La marca que lo consiga, se ha ganado el cielo.

 Lo que quiere creer la gente es en esas personas que han conseguido sus metas o objetivos. Alguna cosa que les recuerde que "si estos lo han conseguido, yo también puedo hacerlo". En esta línea, el famoso discurso de Steve Jobs en la Universidad de Stanford. 

El deseo de ver complido su propio sueño hace que los sueños cumplidos de los demás se conviertan en un faro que guie sus pasos. Y esto, al fin y al cabo, es la fe. La fe en uno mismo, en "yo también puedo". Y esta fe no se sustenta solo con los hechos vividos de otros. Detrás de la fe siempre hay una muy buena historia que la sustenta. Y sino, que cada uno mire esos logros que le sirven de faro, y vea esa magnífica historia que se esconde detrás.

De esta manera, si queremos que la gente crea en nuestra marca o producto, es muy importante dotarla de una historia. Que sea creible, que denote unos valores donde la gente se sienta identificada.

Cómo puede su marca hacer que la gente la utilice para sentirse mejor?

www.edgartarres.com

Saturday, 29 March 2014

Un consumidor, muchos canales: Narrativa Transmedia como oportunidad.

Una de las claves fundamentales del marketing es saber llegar a los consumidores que presumiblemente tienen muchas oportunidades de consumir nuestros productos. Ésto, más que un hecho, es ya casi una redundancia; no se tendría ni que decir. Pero cobra una especial relevancia hoy en día por una razón muy especial. Nuestro público, sea cual sea, ya no está sólo en un sitio. Tiene la capacidad de estar en muchos sitios y con mucha gente, a la vez. Hace unos años, esta característica se la otorgábamos sólo al Altísimo, pero las nuevas tecnologías parece que nos hacen cada día más "divinos".

Bromas a parte, la cuestión que tenemos que resolver es: "Cómo llegar a los cosumidores que se encuentran en diferentes sitios a la vez?"


Por suerte, hoy en día hay muchas maneras de hacerlo. Como siempre, depende de los recursos y la creatividad de cada uno. Pero a mi me gustaría hablar de una nueva "ciencia" que está apareciendo y que nos puede ayudar mucho: la Narrativa Transmedia (NT).

Una buena historia, contada en formato NT, tiene la característica que lo hace desde diferentes canales a vez. Por ejemplo, utilizar una web para empezar una historia, proponer diferentes finales en youtube, crear diferentes perfiles de personajes en Facebook, editar libros/folletos/etc en formato papel con información adicional del relato, crear un blog para que los usuarios puedan opinar o que ayuden a co-crear la historia, y un muuuuuy largo etc.

Los canales dependen mucho de la historia que se quiera contar. No es lo mismo crear una campaña de NT para un hotel o restaurante, que para una tienda de zapatos de moda. Aunque estos tres ejemplos tienen un gran potencial para contar historias, éstas serán muy diferentes, tanto de forma, como de contenido, como de canal.

La NT ayuda a generar campañas muy potentes ya que involucran al consumidor a ir más allá del consumo de un producto. Se generan expectativas, se lanza el producto, se involucra al consumidor y éste se fideliza. La tecnología permite poder hacer campañas con diferentes presupuestos, desde millonarios y poder salir en televisión, hasta campañas low cost que alcanzan buenas cuotas de mercado gracias a la redes sociales.

Te interesa crear una campaña de este tipo para tu proyecto?

www.edgartarres.com

Tuesday, 25 March 2014

El poder de un buen relato

"Un buen relato es lúdico, sensorial y emcional, está cargado de sentido, es didáctico, nemotécnico y favorece la cohesión, participación e interactividad de sus destinatarios." Antonio Núñez.

Con esta gran definición de Relato, del magnífico Antonio Núñez, empiezo el primer post sobre este tema que durante tanto tiempo ha ido rondando mis inquietudes.

El storytelling, o arte de contar historias, está siendo usado cada día más, por las grandes corporaciones y marcas. Y esto es así porqué se han dado cuenta de la importancia de un buen relato para llegar a la mente y al corazón de su público objetivo.



Se han dado cuenta que no son los emisores los que controlan el flujo de la comunicación, como siempre ha sido. No. Ahora son los consumidores. Ellos tienen el poder de decidir qué consumir, cuando y dónde. Ellos tienen el poder de decidir a qué prestan atención. Todo ya no vale. Ahora hay que ser cuidadoso, responsable y velar, de verdad, por los que quieras que sean tus clientes.


Las buenas historias tienen ese "punto mágico" que hacen que paremos la oreja. Que nos llamen la atención. Que nos implicamos... Y eso són puntos que una marca, nunca, puede dejar de perder.


www.edgartarres.com

El Jarrón Amarillo

El Jarrón Amarillo - dos relatos de tradición japonesa, son dos historias de una sutileza agradecida. Los dos relatos, no tienen una gran historia. Incluso diría que llegan a ser "normales", en su acepción nada singular. Pero esto, no es lo importante.

Considero un regalo el hecho de sumergirse en una banalidad y quedarse prendado con sus personajes, su estética y un estilo singular.

La primera historia habla del amor y el sacrificio en la que un pescador descubre denro de un jarrón amarillo a una bella joven. El segundo relato es de un menje que cuida de su preciado jardín, donde han florecido dos crisantemos muy especiales.

Patrick Atangan es el joven ilustrador de Los Angeles, y creador de esta singular y agradecida obra. Es el primer volumen, y espero que haya alguno más. Ha sido nominado al premio Eisner al Mejor Guionista y Dibujante, y a la Mejor Novela Gráfica.





Ficha:
Título: El Jarrón Amarillo
Autor: Patrick Atangan
Editorial: Norma Editorial
Año: 2003
ISBN: 84-8431-748X
www.normaeditorial.com



Dos relatos para disfrutar la fugacidad del tiempo...

www.edgartarres.com

Diapason - el libro sin palabras

Voy a iniciar esta sección hablando de un libro sin palabras... Diapasón.

Esta genialidad de Laëtitia Devernay (http://chat-terton.over-blog.com/) utiliza el silencio para que con sus dibujos minimalistas, el lector utilice su intuición para adentrarse en un interesante proceso de creación.

La autora concede el protagonismo a un director de orquestra que, con una orquestra muy especial y singular, a golpe de batuta nos sumerge en una melodía creada con el silencio y la naturaleza.

De una simplicidad magnífica, esta historia ha sido galardonada con el el primer premio de Bologna Ragazzi Award 2011 y CJ Picture Book Festival 2010.

Ficha:
Título: Diapasón
Autora: Laëtitia Devernay
Editorial: Oceano Travesía
Año: 2010
ISBN: 978-84-494-4568
www.oceano.com

Nunca antes, el silencio había sido tan revelador...

www.edgartarres.com

Saturday, 22 March 2014

Tramonti Platja en Roses

Hay gente privilegiada que puede poner sus rincones preferidos en sitios realmente, muy, singulares. Y de estos, algunos, por desgracias demasiados, no saben aprovechar lo que tienen. Y en la Costa Brava, como digo, demasiados, consiguen sitios privilegiados que utilizan para vender productos cutres que no sabes si estás en Benidorm o Acapulco. Pero éste no es el caso.

Delante del puerto marítimo de Roses, en la misma playa, con una terraza estupenda para ver cómo se pone el sol, el amigo Pep Curiel ha montado su Rincón Singular con mucho gusto, muy buen rollo y unos productos de una calidad excepcional.

Él ya tiene experiencia. Hace algunos años abrió el Tramonti, una pizzería muy particular con unas pizzas imposibles de encontrar en ninguna otra parte (pero de esto, si acaso, ya hablaremos otro día).

Ahora ha abierto el Tramonti-Platja. Un pequeño local muy bien ambientado. Con muchos detalles: mármoles y ventanales antiguos casan a la perfección con tuberías e ideas más modernas. Ha conseguido que sus clientes se sientan bien y a gusto.






Esto, combinado con su carta de tapas, hace que una comida o cena se convierta en una experiencia muy gratificante. Además, si estás en el momento de ver como se pone el sol, la cosa ya, no tiene desperdicio; todo un espectáculo natural.




Altamente recomendable un postre muy especial: El Ferrari. Un helado de yogurt griego con un chocolate natural negro, una bola de sorbete de mandarina y nuez caramelizada... una delicia que, por cierto, no puedes entretenerte en comer. Al ser chocolate natural, éste se endurece con el frío del yogurt y el sorbete. Otro espectáculo, vaya.



Sus anchovas y gambitas de Roses, otra de sus estrellas... y muchos otros productos bien escogidos, de calidad, harán que el hecho de sentarte en su mesa, valga mucho la pena. Realmente, un Rincón Singular, como hay pocos.

www.edgartarres.com


Wednesday, 5 March 2014

El Montsant, para descubrir Belleza y Silencio.

A medida que la carretera se va haciendo estrecha y las curvas se pronuncian, los almendros floridos, vides y oliveras te dan la bienvenida en este magnífico lugar: el Montsant.



Su belleza, entre otras muchas características, la encontré en el hecho que daba la sensación que el tiempo se detenía. Casi no encontrabas a nadie, pocos coches, mucho silencio a parte del viento... y con sus paisajes tan especiales, hacía del lugar, pues eso, un buen Rincón Singular.

Visitar sus ermitas, como la de Sant Joan de Codolar, donde vive Montserrat, la última ermitaña que queda. Pueblos como la Vilella Baixa, Siurana o Morera del Monsant te transportan. El toll, en el riu Siurana, un paraiso para bañarse en verano en medio de cascadas y cuevas. A los amantes del vino, a los que gustan del buen aceite, y como no, a los que sentarse en una mesa para degustar gastronomía en estado puro es razón para esbozar una sonrisa de satisfacción al ver llegar los platos... Os recomiendo este rincón escondido en Tarragona.






En invierno encuentro muy apetecible estos sitios que dejan espacio para uno mismo. Porque sino, viajar, si no tienes tiempo para ir interiorizando cada nuevo descubrimiento y sensación, pienso que ya no es viajar. No es lo mismo ir de un sitio a otro, que viajar de un sitio a otro. Y Montsant te facilita estos momentos de paz.

A veces cuesta encontrar un sitio especial donde uno pueda encontrar belleza, singularidad, buen hacer, silencio y que esté preparado para acoger a viajeros y turistas; aunque algunas veces, puedan ser los mismos.

www.edgartarres.com

Viajar, para qué?

Viajamos, sí... pero... para qué? Para encontrar o para encontrarnos? Y si no es ninguna de ellas? O puede que las dos sean correctas? ...