Sunday, 30 March 2014

Branding, Fe y una buena historia que la sostenga

"Las empresas tienen que identificar las inquietudes y deseos de los consumidores para ser capaces de llegar a su mente, su corazón y su alma".
Philip Kotler
Marketing 3.0

Si queremos que nos presten atención, no basta con llegar a nuestro público objetivo. Hay que llegar y hacerlo de manera que se genere un lazo, una empatía, que más allá de recordarnos, nuestros consumidores nos abran su corazón. Sino conseguimos esto, mal lo tenemos. Seremos, sencillamente, uno más del montón.

Para conseguir esto, hay más de un camino, y ninguno de ellos es fácil. Centrémonos, pues, en qué es lo que quiere la gente.

En una época de saturación de información, o desinformación, como algunos la llaman, podemos dar por hecho que la gente ya no quiere más. Llega un punto que lo que la gente necesita, directamente, es creer. Creer en algo. La marca que lo consiga, se ha ganado el cielo.

 Lo que quiere creer la gente es en esas personas que han conseguido sus metas o objetivos. Alguna cosa que les recuerde que "si estos lo han conseguido, yo también puedo hacerlo". En esta línea, el famoso discurso de Steve Jobs en la Universidad de Stanford. 

El deseo de ver complido su propio sueño hace que los sueños cumplidos de los demás se conviertan en un faro que guie sus pasos. Y esto, al fin y al cabo, es la fe. La fe en uno mismo, en "yo también puedo". Y esta fe no se sustenta solo con los hechos vividos de otros. Detrás de la fe siempre hay una muy buena historia que la sustenta. Y sino, que cada uno mire esos logros que le sirven de faro, y vea esa magnífica historia que se esconde detrás.

De esta manera, si queremos que la gente crea en nuestra marca o producto, es muy importante dotarla de una historia. Que sea creible, que denote unos valores donde la gente se sienta identificada.

Cómo puede su marca hacer que la gente la utilice para sentirse mejor?

www.edgartarres.com

No comments:

Post a Comment

Viajar, para qué?

Viajamos, sí... pero... para qué? Para encontrar o para encontrarnos? Y si no es ninguna de ellas? O puede que las dos sean correctas? ...